miércoles, 8 de abril de 2015

Sin duda alguna que Montreal cuenta con muchos atractivos para disfrutar en familia, el primero que visitamos ya que nos lo recomendaron mucho fue el Museo de Ciencias (Science Centre, en ingles), y que comparándolo un poco con lo que tenemos en México, seri algo así como el Museo del Papalote.


Este museo cuenta con dos niveles, en el de abajo hay dos áreas, en una se presentan exposiciones que van cambiando temporalmente, esta vez estaba presentándose una referente a la sexualidad, y como íbamos con nuestro pequeño de 4 años optamos por no entrar; en otra area se encuentran varias actividades para niños mayores de 5 años, la gente pasa por grupos de 10 o 15 personas y antes de cada actividad dan una breve introducción y ya después comienza la acción, con actividades como carpintería, ferretería y más, donde estoy segura no solo se divierten los niños si no también los grandes, y por la edad, tampoco entramos.

En el segundo nivel también se divide en dos secciones, en la primera definitivamente es para muy pequeños, y algo que me llamó la atención es que desde la entrada todos los niños se quitan sus botas para poder jugar más a gusto, además de que toda la sala esta llena de alfombra y tapetes de "foami"; ahí hay la típica casita de madera y a un lado hay un área para ensamblar, similar a las vías de un tren, donde en vez de poner carros o trenes se ponen pelotas; ésta en particular le encanto a nuestro pequeño y paso un buen rato ahí muy divertido y nosotros a su lado ayudándole y alentando su creatividad para hacer caminos diferentes también lo disfrutamos al máximo. Avanzando sobre el mismo nivel, en esa misma sala hay un área llena de puffs donde los papás pueden descansar mientras los niños juegan con bloques y figuras para armar, a mi me encantó, se me hizo una idea maravillosa el poder relajarse en familia, sin duda fue mi parte favorita. 
Algo que también me pareció fantástico es que a los alrededores hay sillones especiales para que las Mamás puedan amamantar a sus bebés, increíble idea.


En la misma segunda sección de ese nivel, se encuentra todo muy parecido al Museo del Papalote o incluso el MIX (Museo Interactivo de Xalapa), y todo es muy interactivo, la clásica silla de clavos, la base donde se meten los niños y quedan dentro de una gran burbuja de jabón, cosas relacionadas con la física y la química, un área que hace trabajar el cerebro de chicos y grandes, súper interesante verlos descubrir cosas y sorprenderse de las mismas.

Este museo también cuenta con sala Imax, donde al igual que en México, van cambiando por temporadas la película. En esta ocasión estaba una de Osos Panda en 3D, la cual tristemente por motivo de tiempo no pudimos ver, pero estamos seguros que nos hubiera encantado porque el viajerito es fan de esos adorables animales.

Nos pareció un atractivo que definitivo debe estar en la lista de must to do en Montreal, sobre todo si se viaja con niños. Nosotros la hemos pasado padrísimo.

Abierto de Lunes a Viernes de 9 am a 4 pm, y Sábado y Domingo de 10 am a 5 pm.
Precios: menores de 4 años GRATIS, Adultos $15 dólares canadienses.




Publicado por Unknown On 12:33 Deja un comentario

0 comentarios:

Publicar un comentario

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter
  • Youtube

    Blogroll

    Nosotros

    Somos una familia que le encanta viajar, que quiere descubrir lugares, aprender de otras culturas, costumbres y tradiciones. Poder compartir eso con nuestro viajerito es siempre algo maravilloso.